Puentes Diario de Doha #5 | Una Amplia Ronda de Negociaciones Aumenta el Ambito de las Discusiones en la OMC

14 November 2001

Después del maratón final de negociaciones y casi 20 horas sobre el límite de tiempo, el 14 de noviembre los 142 Miembros de la OMC adoptaron una Declaración Ministerial que lanza una nueva ronda de negociaciones comerciales - la novena en la historia de la OMC - que concluiría en el 2005. El deseo de varios Miembros de empezar una nueva ronda para revitalizar a la organización después del fracaso de la Ministerial de Seattle en 1999, dio el ímpetu político para lograr una Declaración aceptable para todos. En su conjunto, los documentos aumentan el ámbito y profundidad de los asuntos bajo negociación de los países de la OMC.

De acuerdo con la Declaración, "el manejo, la conclusión y la puesta en vigor de los resultados de las negociaciones serán tratados como parte de un compromiso único", aunque los acuerdos alcanzados en una etapa temprana podrían ser aplicados de manera provisional o definitiva. Solamente las negociaciones sobre 'mejoramiento y clarificación' del Entendimiento sobre Solución de Diferencias - que estuvo en el limbo desde el colapso de la Ministerial de Seattle - se realizarán fuera del marco del compromiso único.

La Declaración Ministerial de Doha está acompañada de una Decisión sobre Asuntos y Preocupaciones relacionadas con la Aplicación, que contiene casi 50 párrafos detallando las áreas específicas de la OMC donde los países en desarrollo estuvieron buscando una resolución o un 're-equilibrio'. Otro resultado importante de las negociaciones fue una Declaración sobre los ADPIC y la Salud Pública que mantiene la necesidad de ayudar a los países pobres a salvaguardar medidas de protección a la salud pública y el acceso a las medicinas. Además, la Unión Europea (UE) y 71 países del Africa, el Caribe y el Pacífico (ACP) lograron que los Miembros en oposición aceptaran la exención de la OMC para dar preferencia al acuerdo de Cotonou entre la UE y los países del ACP sobre acceso a mercados (ver noticia relacionada más adelante en esta edición).

La nueva Declaración otorgó a los Miembros el mandato para emprender negociaciones en una variedad de temas. Estos incluyen los asuntos tradicionales del programa incorporado de la OMC, como la agricultura y los servicios, y asuntos sobre medio ambiente, aranceles industriales, anti-dumping, subsidios a la pesca, acuerdos comerciales regionales y solución de diferencias. A pesar de una fuerte oposición por parte de varios países en desarrollo, la Declaración también establece la realización de futuras negociaciones sobre los llamados temas de Singapur (inversión, política de competencia, transparencia en la contratación pública y la facilitación del comercio).

Disposiciones relacionadas al desarrollo

Algunos observadores en Doha especularon que los países en desarrollo, la mayor parte de los cuales se opusieron inicialmente a una amplia ronda de negociaciones, terminaron aceptando una ronda, en parte porque no esperaban en el futuro cercano un texto con un lenguaje tan amigable con el desarrollo. De acuerdo con la secretaría de los países del ACP, la exención fue una razón crucial para que se aceptaran negociaciones en una amplia gama de temas. También fue instrumental la presencia de texto con un fuerte elemento de capacitación y asistencia técnica para los países en desarrollo. De todas maneras, algunas organizaciones no gubernamentales de desarrollo criticaron fuertemente la Declaración final (ver noticia relacionada más adelante).

La Declaración contiene varias referencias a asuntos relacionados con el desarrollo, inter alia, un programa de trabajo para una mayor incorporación de las pequeñas economías [sin crear una sub-categoría de Miembros de la OMC]; un marco de actividades de asistencia técnica de la OMC (pár. 38-41); y, un programa de trabajo para los países menos desarrollados, diseñado por el Sub-Comité de países menos desarrollados. Los Miembros también acordaron establecer dos Grupos de Trabajo sobre Deuda y Finanzas y Transferencia de Tecnología, como lo pidieron insistentemente varios países en desarrollo. Estos Grupos de Trabajo tienen que entregar sus resultados en la próxima Conferencia Ministerial en el 2003.

La Declaración también compromete al Comité de Presupuesto de la OMC ha desarrollar un plan para la adopción del Consejo General en diciembre del 2001 que asegure la disponibilidad de los fondos necesarios para la asistencia técnica. Además, el pár. 41 lista todas las áreas temáticas que los Miembros se comprometen para la cooperación técnica y la capacitación. La Declaración también compromete a los países Miembros al objetivo - pero solamente al objetivo - de otorgar el acceso de mercancía libre de impuestos y contingencias proveniente de los países menos desarrollados.

Respecto del Trato Especial y Diferenciado, el pár. 44 de la Declaración Ministerial "toma nota" de las propuestas de los países en desarrollo a negociar un Acuerdo Marco sobre Trato Especial y Diferenciado (WT/GC/W/442), pero propone la no-acción sobre este tema. En vez, los ministros acordaron que todas las disposiciones sobre Trato Especial y Diferenciado "serán revisadas con la perspectiva de fortalecerlas y hacerlas más precisas, efectivas y operacionales".

El medio ambiente entra en la agenda de la OMC

En un paso sin precedente para la OMC, los Miembros acordaron lanzar inmediatamente negociaciones sobre tres temáticas ambientales: (i) la relación entre las reglas de la OMC y las obligaciones específicas sobre comercio en los acuerdos multilaterales sobre medio ambiente (AMUMA) y el criterio para otorgar el 'status' de observador; (ii) desarrollar procedimientos para el intercambio regular de información entre las secretarías de los AMUMA y los comités relevantes de la OMC; y (iii) la reducción o, como sea apropiado, la eliminación de las barreras arancelarias y no-arancelarias de los bienes y servicios ambientales.

Sin embargo, un calificativo sobre el tema (i) dice que las negociaciones "no deberán perjudicar los derechos de ningún Miembro de la OMC que no es parte del AMUMA en cuestión". Este calificativo tiene a los grupos ambientalistas como Greenpeace, preocupados que esto podría ser un fuerte des-incentivo para que países firmen los AMUMA. "Estas son aberturas para que EE.UU. pueda evitar el asunto de los AMUMA", expresa Remi Parmentier de Greenpeace. Un párrafo calificativo tiende a desgastar el efecto de la disposición OMC-AMUMA - que fue buscado por la UE - al decir que las negociaciones sobre (i) y (ii) "no deberán sumar o disminuir los derechos y obligaciones de los Miembros en los acuerdos existentes". De acuerdo a fuentes, esto desvía los posibles resultados de las negociaciones sobre estos puntos de realizar cambios en las reglas, a optar por clarificaciones y notas de pie a las reglas existentes.

Durante las próximas negociaciones, el Comité sobre Comercio y Medio Ambiente (CCMA) y el Comité sobre Comercio y Desarrollo (CCD) tendrán el mandato de actuar como un foro para identificar y debatir los aspectos ambientales y de desarrollo de las negociaciones "para que se ayude a cumplir con el objetivo de reflejar adecuadamente el desarrollo sostenible". Como el representante de una organización ambiental expresó, esta disposición podría elevar y enfocar el mandato del CCMA, donde las discusiones ambientales han mantenido un carácter puramente analítico desde su creación en la OMC en 1995.

Los Miembros también acordaron realizar negociaciones para clarificar y mejorar las disciplinas de la OMC sobre los subsidios a la pesca, "tomando en cuenta la importancia de este sector para los países en desarrollo" (pár. 28). Este asunto fue puesto en el CCMA particularmente por Filipinas, Islandia y EE.UU., así como por varios grupos ambientalistas que señalaron repetidamente al subsidio a la pesca como uno de los principales factores que contribuyen a la pesca excesiva.

Aplicación de los Acuerdos

En una Decisión sobre Asuntos relacionados a la Aplicación de los Acuerdos que acompaña a la Declaración, se compromete a los Miembros a lanzar negociaciones sobre asuntos pendientes en este tema. Desde antes de las negociaciones fallidas en la Ministerial de Seattle en 1999, los Miembros de los países en desarrollo han llamado a los países desarrollados a que enfrenten los desequilibrios derivados de los Acuerdos de la Ronda de Uruguay.

Mientras que los países en desarrollo no lograron que se incorporara su texto deseado relacionado a las disposiciones de textiles sobre 'crecimiento-sobre-crecimiento', sí lograron obtener algunos puntos a favor sobre la aplicación de los acuerdos. Entre estos se encuentran textos favorables sobre las restricciones en las balanzas de pago y las subvenciones no recurribles. Además, entre se logró un compromiso en el texto producido entre el 26 y 27 de septiembre relacionado a la eligibilidad de los países menos desarrollados para exenciones de los compromisos sobre eliminación de subsidios. En particular, se restableció el requisito de tener tres años consecutivos de PIB sobre los US$1000 con la tasa de cambio del dólar en 1990 para la revocación de la exención, aunque se mantuvo la decisión de permitir que este entre en vigor hasta el 2003 (vía el requerimiento de metodologías para calcular el dólar a 1990).

El Comité de la OMC sobre el Comercio de Mercancías (CCM) se encargará de examinar las disposiciones de 'crecimiento-sobre crecimiento' que se busca incorporar, y debe dar sus recomendaciones hasta el 21 de julio del 2002. Así mismo, la disposición relacionada a la aplicación de medidas correctivas sobre textiles, que originalmente comprometía a los Miembros a ejercitar "consideración y moderación antes de iniciar investigaciones", ha sido debilitada con la eliminación de la palabra 'moderación' y la inclusión de texto calificativo sobre cuanto tiempo los países deberán ejercitar la "consideración".

Por otra parte, Canadá y EE.UU. mantuvieron que en el 2005 expiraría el régimen de trato especial de la OMC sobre textiles y el vestido, dejando a las medidas anti-dumping, al alza arancelaria y a los máximos arancelarios como los principales obstáculos a la exportación textil de los países en desarrollo. Dijeron que las preocupaciones de los países en desarrollo sobre el tema textil podrían ser tratadas en la sección de la Declaración sobre acceso a mercados de productos no-agrícolas. Esta sección tiene el mandato de negociar reducciones en las barreras arancelarias y no-arancelarias, en particular de productos de interés para los países en desarrollo.

También se incorporaron a la Decisión algunas propuestas presentadas por los países menos desarrollados que se relacionan principalmente con la asistencia financiera y técnica en respuesta al impacto de los acuerdos sobre Barreras Técnicas al Comercio (BTC) y Medidas Sanitarias y Fitosanitarias (MSF). Una propuesta similar fue aceptada sobre la solicitud a extensiones bajo el acuerdo de medidas en materia de inversiones relacionadas con el comercio (MIC).

A pesar de los intentos de EE.UU. para debilitar el texto sobre anti-dumping, la Decisión mantuvo el texto original del 26 de septiembre.

Una gran parte de los asuntos sobre aplicación serán tratados por los órganos relevantes de la OMC e informarán al Comité sobre Negociaciones Comerciales a finales del 2002 para tomar las acciones apropiadas. De esta manera, los asuntos sobre aplicación no recibirán atención especial, como varios países en desarrollo buscaban, y más bien serán parte de la mezcla más amplia de negociaciones.

Agricultura

Como era de esperarse, la agricultura fue el tema más difícil de negociar. Al final de una semana larga y de una noche interminable de discusiones, la UE tuvo que aceptar lo inaceptable: se incluyeron en el mandato amplio de negociación sobre agricultura las "reducciones de, con el plan de la eliminación progresiva, todas las formas de subsidios a la exportación". Otras características importantes del mandato sobre agricultura son los mejoramientos substanciales en el acceso a mercados y reducciones importantes en el apoyo nacional que distorsiona al comercio.

Todavía se mantiene la posibilidad de incorporar después de Doha la demanda de los países en desarrollo para la creación de una 'caja de desarrollo'. Esta posibilidad se mantiene ya que la Declaración Ministerial acuerda que "el trato especial y diferenciado para los países en desarrollo deberá ser una parte integral de las negociaciones" para permitir a los países en desarrollo "a que consideren efectivamente sus necesidades de desarrollo, incluyendo la seguridad alimentaria y el desarrollo" (pár. 13). El 31 de marzo del 2003 se establecerán las modalidades para los compromisos y el trato especial y diferenciado, la misma fecha de la terminación de la 'cláusula de paz' que actualmente protege a los subsidios agrícolas de los desafíos en el proceso de solución de diferencias.

Los Asuntos de Singapur

El proceso de estudio sobre inversión, política de competencia, transparencia de las contrataciones públicas y la facilitación del comercio, que viene realizándose en la OMC desde la Ministerial de Singapur, continuará por lo menos hasta la V Conferencia Ministerial en el 2003. El grupo de trabajo sobre inversión deberá concentrarse, inter alia, en las modalidades para el pre-establecimiento de compromisos en base con una lista positiva tipo GATS; el desarrollo de disposiciones; las excepciones a las salvaguardias de la balanza de pagos, así como en el proceso de consultas y la solución de diferencias. Los Miembros acordaron realizar las negociaciones después del V Período de sesiones una vez que los Miembros decidan las modalidades de negociación "por consenso explícito".

En su discurso final, el Presidente de estas negociaciones, Yussef Hussain Kamal, enfatizó de nuevo la necesidad de éste consenso. "Desde mi punto de vista, esto daría a cada Miembro el derecho a tomar una posición sobre las modalidades, lo que prevendría que se procedan con las negociaciones después del V Período de sesiones de la Conferencia Ministerial hasta que ese Miembro esté listo para unirse en un consenso explícito" (el texto completo sobre la clarificación está disponible en inglés en http://www.ictsd.org/ministerial/doha/relevantdoc.htm). Sin embargo, sigue sin aclararse cual será el estado legal de la clarificación del Presidente, ya que solo se la incorporará en las actas de la Conferencia y no en la Declaración Ministerial.

Aranceles Industriales

Mientras que el acuerdo sobre las negociaciones de aranceles industriales lanzadas en Doha se realizó sin mayor problema para algunos de los Miembros de la OMC, la mayoría de los países africanos y menos desarrollados pasaron un trago amargo. En sus declaraciones antes de y durante la Ministerial de Doha, claramente expresaron que no estaban listos para enfrentar más liberalización del comercio en mercancías antes que se realizara un estudio sobre el impacto en sus economías. Estas preocupaciones no fueron adecuadamente reflejadas ni en el borrador final ni en la Declaración actual, a pesar que esta última provee "medidas para realizar los estudios necesarios y la capacitación" para asistir a los países menos desarrollados a participar efectivamente en las negociaciones.

Entre los logros de los países en desarrollo se encuentra la promesa que las negociaciones deberán apuntar a reducir o "como sea apropiado", a eliminar los aranceles, los máximos arancelarios e incrementos progresivos, y las barreras no-arancelarias "en particular sobre los productos de exportación de interés para los países en desarrollo".

Reglas

A pesar de la resistencia de EE.UU., se incluyeron en el texto final las negociaciones para 'clarificar y mejorar' el área de Subvenciones y Medidas Compensatorias (SMC), particularmente sobre las medidas anti-dumping. Las negociaciones de composición abierta preservarían los "conceptos, principios y efectividad básicos" de los Acuerdos sobre anti-dumping y SMC. También se lanzaron negociaciones para clarificar y mejorar las disciplinas y procedimientos bajo las disposiciones actuales de la OMC sobre los acuerdos comerciales regionales.

Los países involucrados en finalizar los textos Ministeriales en las negociaciones del llamado "salón verde" incluyeron a: Australia, Botswana, Brasil, Canadá, Chile, la Comunidad Europea, Egipto, Guatemala, Hong Kong, India, Japón, Kenia, Malasia, México, Nicaragua, Pakistán, Qatar, Singapur, Africa del Sur, Suiza, Tanzania, EE.UU. y Zambia.

En el próximo número de la revista mensual BRIDGES, se realizará un análisis más profundo sobre los resultados de la Conferencia Ministerial.

13 November 2001
Los ADPIC y la Salud Pública La noche del lunes se esperó tener un texto revisado sobre los ADPIC y la Salud Pública < en el borrador de la Declaración. El mayor obstáculo se superó cuando los...
Share: 
1 April 2003
Uno de los mandatos de la Declaración Ministerial de Doha (Noviembre, 2001) es iniciar negociaciones en materia ambiental al interior de la Organización Mundial del Comercio(OMC). Esta decisión marcó...
Share: